Epidemia oculta: La enfermedad que será razón #1 de trasplantes hepáticos en el 2020

(BPT) - Día tras día, su hígado trabaja incansablemente para respaldar más de 500 funciones esenciales de su organismo, como almacenar energía, neutralizar toxinas dañinas, convertir nutrientes para su absorción, y actuar como sistema de filtración. Pero si su hígado no está sano, será incapaz de desempeñar esas tareas tan importantes. El problema consiste en que los hígados de muchas personas corren riesgos de contraer una enfermedad que afecta a una de cada cuatro seres humanos. Y para empeorar la situación, los síntomas de esa enfermedad son sutiles, y se confunden fácilmente con otros problemas de salud.

La enfermedad de hígado graso no alcohólico (EHGNA) es un trastorno en el cual la grasa conforma hasta más del 5% del peso del hígado, y no es provocado por el consumo de alcohol. Si no se le da tratamiento, puede evolucionar hasta convertirse en esteatohepatitis no alcohólica (EHNA). Según Global Liver Institute una cifra alarmante del 25% de los adultos en el mundo padecen de EHGNA, mientras que otro 12% de adultos es aquejado por la EHNA.

Factores de riesgo

La obesidad y la diabetes tipo 2 son dos de los riesgos principales de contraer EHGNA y EHNA. Aunque numerosos expertos de la salud consideran a la obesidad como una epidemia moderna, tanto EHGNA como EHNA son relativamente desconocidas, especialmente entre las poblaciones de pacientes. De hecho, a EHNA se le llama a menudo “epidemia silenciosa” ya que sus síntomas no son ostensibles, y en la actualidad hay que recurrir a la biopsia invasiva para la confirmación del diagnóstico, aunque es realmente una “epidemia oculta”. Sus síntomas están presentes pero a menudo se ignoran, y la enfermedad no se diagnostica correctamente porque se requiere una biopsia invasiva para hacerlo.

El predominio mundial de la obesidad estuvo cerca de triplicarse entre 1975 y el 2016, afectando a 650 millones de adultos en el 2016, según datos de la Organización Mundial de la Salud. Se espera que para el 2020 EHNA se convierta en una causa principal de trasplantes de hígado en los Estados Unidos, y se proyecta que su prevalencia se incremente globalmente en asociación con los índices de crecimiento de la obesidad y la diabetes tipo 2.

Hable con su médico

EHNA es un trastorno poco conocido, e insuficientemente diagnosticado. Abogar por su bienestar es un paso importante para proteger su salud, comprender los riesgos que corre, y transmitir el mensaje sobre esta enfermedad creciente. Entre sus síntomas están: agotamiento, debilidad y dolor en la parte superior derecha encima del estomago, donde está ubicado el hígado. Tenga en cuenta que los síntomas pueden tardar años en aparecer, y que usted podría estar padeciéndola mucho antes de notar cualquier cambio en su salud.

Para conocer más sobre el tema, visite el sitio web del Global Liver Institute (GLI), www.globalliver.org. Luego, converse con su médico. Pregúntele cuáles son sus factores de riesgo, y si debería estar preocupado al respecto. Los cambios de estilo de vida pueden marcar una gran diferencia, y, si se consideran necesarias, las pruebas de diagnóstico pueden ayudarle a entender mejor su trastorno.

Beyond the Biopsy™ es una iniciativa del Global Liver Institute, dedicada a acelerar la aceptación y adopción de tecnologías no invasivas como alternativas a las dolorosas biopsias hepáticas. “Los pacientes necesitan acceso a una herramienta de diagnóstico no invasiva y de bajo riesgo, para que puedan comprender mejor la salud de su hígado y sus opciones de tratamiento. La biopsia puede ser considerada como la regla de oro en el diagnóstico de enfermedades hepáticas, pero no es el único recurso de que dispone la ciencia”, expresó Donna R. Cryer, JD, Directora Ejecutiva de Global Liver Institute. Beyond the Biopsy, conjuntamente con pacientes y proveedores de atención médica, aboga por alternativas no invasivas para incrementar la cantidad de pacientes con trastornos hepáticos diagnosticados adecuadamente.

Preguntas que debe hacer

Si tiene dos o más factores de riesgo, debe someterse a algunas pruebas, que consisten usualmente en análisis de sangre y diagnóstico por imágenes. Tenga en cuenta que el resultado de las pruebas de funcionamiento hepático no es siempre elevado en las primeras etapas, por lo que los niveles normales no descartan la existencia de una enfermedad. Hágale a su médico las siguientes preguntas para sentirse empoderado:

1. ¿En qué etapa está actualmente mi enfermedad, y con qué rapidez espera que progrese?

2. ¿Cuál es la programación de las pruebas de laboratorio, diagnóstico por imágenes y visitas que debo esperar en el curso del próximo año?

3. ¿Cuánto peso necesito perder para lograr resultados con respecto a mi trastorno hepático?

4. ¿Su clínica/oficina/hospital ofrece asesoría de nutrición, trabajo social u otros servicios?

5. ¿Cubre mi seguro médico asesoría de salud, membresía de un gimnasio u otros recursos de apoyo para cambios en el estilo de vida?

6. ¿Hay pruebas clínicas disponibles? ¿Debería participar en las mismas?

7. ¿Qué medicamentos, (si es que los necesito) va a recetarme? ¿Cuáles son los beneficios esperados? ¿Cuáles son los efectos secundarios potenciales?

8. ¿Sería candidato para un trasplante de hígado?

Recommended for you

(0) comments

Welcome to the discussion.

Keep it Clean. Please avoid obscene, vulgar, lewd, racist or sexually-oriented language.
PLEASE TURN OFF YOUR CAPS LOCK.
Don't Threaten. Threats of harming another person will not be tolerated.
Be Truthful. Don't knowingly lie about anyone or anything.
Be Nice. No racism, sexism or any sort of -ism that is degrading to another person.
Be Proactive. Use the 'Report' link on each comment to let us know of abusive posts.
Share with Us. We'd love to hear eyewitness accounts, the history behind an article.